El Changüisero

Blog de la Cultura y Sociedad Guantanamera

By

La música inédita del DJ Pedro Aviz

Entender los sentimientos y emociones de los bailarines es lo que conllevó a Pedro García Sánchez, sonidista del Proyecto Médula, de Guantánamo, a crear la banda sonora de la coreografía La granja, comentó una tarde en el Espacio Uneac Escena antes de partir los participantes guantanameros a la cuarta edición del Concurso Atlántico Norte Codanza y Grand Prix Vladimir Malakhov, en la ciudad capital de la provincia de Holguín.

Al observar los movimientos o gestos de los intérpretes durante los ensayos, el realzador de sonido Pedro Aviz García Sánchez, tuvo el reto de componer,en breve espacio de tiempo, la música que acompañó la obra “La Granja”, estrenada por estos días en la

La pieza,   de cuarenta minutos de duración, fue dividida en fragmentos para cada noche de competencia en la sala Raúl Camayd, del Teatro Eddy Suñol, donde el público ovacionó todas las presentaciones de la troupe que dirige Yoel González, ganador por segunda vez del Grand Prix como mejor coreógrafo, entre 106  bailarines y 12 compañías de Cuba, República Dominicana, Ecuador, Estados Unidos y El Salvador.

Pedro, quien además es el dj del grupo rapero Zona Franca,  cursó estudios de nivel elemental de percusión en la Escuela de Arte “Regino Eladio Boti”. Para crear la música de “La Granja” dedicónoches y madrugadas de tensiones y mucho trabajo, “sólo tomando café y fumando cigarros”, expresa, para lograr la sonoridad de los cuadros que representan la sumisión de la mujer ante la fuerza viril del hombre a través de animales como monos, gatas, gallina y perros. Precisamente por el personaje de la Perra,  Aracelis DianetLobainaFrómeta se alzó con el Prix de Interpretación,  compartido con la dominicana Laura Benitez, del colectivo EFECE Danza Contemporánea.

Bajo los títulos De gatos, De monos, De gallos y De perros, los integrantes de Médula, laureados como la mejor compañía en este certamen en el 2015 con Gen, mostraron una vez más su virtuosismo y estilo de trabajo, apoyados por la banda sonora realizada con música electrónica, sonidos e instrumentos en vivo, ejecutados por el joven violinista Daniel Alfonso Olivares, artífice también de este proceso creativo, a quien Pedro le agradece su tiempo y esmero.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *