El Changüisero

Blog de la Cultura y Sociedad Guantanamera

By

El arte que destila por los poros

La noche de ayer jueves, aunque calurosa, en el Patio de la Casa del Joven Creador de la ciudad de Guantánamo, el arte destiló por los poros, lugar donde los bailarines, músicos y cantantes expusieron las creaciones nacidas de su alma. Invité a amiga Hilda Salón a que fuera conmigo, y ella quedó entusiasmada con las distintas manifestaciones que convergieron en ese caluroso patio, donde radiaba la energía de los jóvenes guantanameros, en su mayoría.

Primeramente observamos la inauguración de la muestra fotográfica DEL PUNTO A LA MEDULA, por el fotógrafo norteamericano Carl Moore, colección de más de diez piezas que refleja el quehacer del naciente proyecto danzario Médula que dirige Yoel González.

Luego  insertado al tercer Encuentro de Jóvenes Coreógrafos que acontece en la provincia más oriental de Cuba, Hilda y yo nos deleitamos con el Espacio Interior de la Compañía Danza Fragmentada tuvo lugar en la Casa del Joven Creador (por un apagón en la sede), donde los bailarines e invitados de este colectivo,  del cual soy la relacionista pública, presentaron sus más novedosas composiciones.

Levedad, En la oscuridad, Te veo, no te escucho y Sígueme fueron las coreografías concebidas por  los bailarines Felipe Adriano Catalá e Ismael Cabal, de Danza Fragmentadaen ocasión de esta cita de noveles coreógrafos del 24 al 28 de mayo , que auspicia la Asociación de Hermanos Saíz cuyo programa incluye además talleres de creación y conferencias.

Por su parte la bailarina mexicana Úrsula Verduzco interpretó su propia obra Ripples, mientras que el guantanamero Esteban Aguilar en representación de Malpaso, de la Habana,  demostró una vez más su virtuosismo con La caída del cerezo, composición de su autoría que combina armónicamente los estilos modernos y contemporáneos.

En este espacio fijo de las noches de jueves de Fragmentada es una  iniciativa de su director Ladislao Navarro Tomasén desde que la fundación de la compañía hace 23 años, encuentro propicio para el estudio y la experimentación de los maestros y bailarines en la búsqueda de la expresiones del cuerpo y los movimientos desde la contemporaneidad.

Seguido a esta cita de bailarines, el patio de la Casa del Joven Creador acogió la descarga del grupo de jazz Bouncing Tempo y los trovadores Jorge Zerpa, Annalie López,  Yoyi Barrte y Alioky Ramírez quienes interpretaron las canciones más aclamadas de su repertorio. También esta suerte de descarga convidó al bailarín Yoel quien entre improvisaciones pedía la luz para todos.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *